lunes, 8 de agosto de 2011

Cómo analizar una empresa y no morir en el intento: Situación de partida

Esta es la primera de un conjunto de entregas realizadas por los analistas financieros, de forma que a lo largo de este blog y de un modo sencillo y directo, se intentarán trasladar las nociones críticas que se han de tener en cuenta para realizar el análisis económico-financiero de una sociedad de un modo global.


Para analizar una empresa, hay que tener un mínimo de formación y conocimiento de los distintos tipos de información que se puede y debe de usar para realizar un análisis económico-financiero y tomar una correcta decisión. Analizar una empresa no es tarea sencilla, pero sí puede estar al alcance de todo el mundo.


Como punto de partida, hay que tener en cuenta el cambio tecnológico vivido en los últimos 25 años en las principales economías. El desarrollo de las tecnologías de la información y comunicación han facilitado el acceso y transmisión de la información disponible. La información es valor y se establece como un bien de extraordinario valor.  


En los últimos años se ha incrementado el número de usuarios cuya preocupación ha crecido y demandan información para la toma de sus decisiones y minimizar el riesgo en todo tipo de operaciones comerciales. Como es obvio, los puntos de interés de estos usuarios no tienen por qué coincidir.


Hace unos años, el único modo de conseguir información era mediante una investigación ad-hoc. Actualmente, se puede acceder directamente a los Registros Mercantiles o bien acceder a bases de datos gestionadas de modo sistemático, que permiten la entrega en tiempo real de la información solicitada y necesaria para la toma de decisiones.


La información está disponible para todos los usuarios en registros, repositorios, boletines, prensa, ficheros de impagos… pero buscarla y tratarla constituye una dura tarea que requiere tiempo, esfuerzo y recursos. Igualmente importante es la normalización de los contenidos y dotar de coherencia a la información.


El análisis de una sociedad no se centra únicamente en el análisis de la información financiera que se puede obtener de las cuentas anuales presentadas en el Registro Mercantil, aunque esta información contable es la base sobre la que se sustenta la mayor parte del estudio. El análisis financiero es una parte más del análisis de toda la información disponible (mercantil, empresarial, relacional, relación de las variables con respecto al sector de actividad, localización geográfica, tamaño de la sociedad, comportamiento en pagos, registros de marcas, concursos públicos y subvenciones…).


Puestos en antecedentes, los siguientes post realizarán un repaso general de los estados financieros o cuentas anuales (activo, pasivo y patrimonio neto, cuenta de resultados, estado de origen y aplicación de fondos,…) para posteriormente centrarnos en el análisis de la situación financiera a corto y largo plazo, el análisis de los resultados y estudio de la rentabilidad, así como la interpretación y repercusión del resto de fuentes de información que complementan al análisis financiero de la sociedad.


Antonio J. Jiménez Porcel, Product Manager en axesor


Puedes obtener el análisis de la empresa de tu interés a través de nuestros informes, los más completos del mercado.


Ir a Información de Empresas


 


Ver el post original

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Twitter Delicious Facebook Digg Stumbleupon Favorites More

 
Design by Free WordPress Themes | Bloggerized by Lasantha - Premium Blogger Themes | Modern Warfare 3